La cebolla es una hortaliza que por lo general se lo utiliza a la hora de cocinar, las recetas que contienen cebolla siempre tienen un sabor muy agradable. A muchos no les simpatiza este alimento, pero tendrán que ingerirlo cuando sepan los increíbles beneficios y propiedades de la cebolla.

Esta hortaliza también tiene fama de hacer llorar a quienes la están manipulando, pero asimismo tiene propiedades curativas que te sorprenderá. Imagínate que puede prevenir el cáncer o la diabetes, entre muchos otros beneficios.

La cebolla y sus propiedades nutricionales

La cebolla es muy rica en vitamina A, B, C y E

La cebolla es muy rica en vitaminas del tipo A, B, C y E que nos van a ayudar a ganar en calidad de vida. De hecho, tiene propiedades antioxidantes y también resulta de lo más beneficiosa para nuestro sistema nervioso.

Por su parte, la vitamina C y E fortalece todas nuestras defensas, algo que conseguirá que estemos menos expuestos a gripes y resfriados.

Lee también: La importancia del complejo B para nuestro cuerpo

Alto contenido en todo tipo de minerales

La cebolla también es una fuente inagotable de minerales como el hierro, potasio y magnesio que resultan esenciales para tratar algunas enfermedades como la anemia.

Por su parte, el potasio participa en un correcto equilibrio osmótico y regulariza toda nuestra tensión arterial. Por último, el magnesio fortalece todos nuestros huesos y dientes mientras que al mismo tiempo acelera la síntesis de todas las proteínas y grasas que ingerimos durante el día.

También contiene fibra y aminoácidos

La cebolla es una planta que también contiene un alto contenido en fibra y aminoácidos que nos van a aportar todo tipo de beneficios para nuestra salud. En primer lugar, esta planta nos va a ayudar a decirle adiós a ciertos problemas estomacales como la diarrea o el estreñimiento.




También favorece la digestión también tras haber tomado una comida copiosa o demasiado picante y elimina las toxinas y bacterias que se adhieren a nuestro intestino.

Lee también: La vitamina A o la vitamina de los ojos y sus cualidades

Está hecha casi en un 90% de agua

¿Sabíais que la cebolla está compuesta casi en un 90% de agua? Por esta razón, es útil para decirle adiós a la retención de líquidos que tan molesta resultan ser y que pueden lugar a patologías más graves como hinchazones de extremidades como los edemas. Así mismo, también resulta de lo más útil para cuidar nuestra línea y perder esos kilos de más.

Lee también: El mito de los ocho vasos de agua

Escasas calorías

Su aporte calórico es muy bajo, pues concretamente se estima que añade unas 40 Kcal por cada 100 gramos de parte comestible cuando se consume cruda. Además tiene pequeñas cantidades de hidratos de carbono sencillos (entre el 3% y el 9%) y algo de proteína (1%), por lo que no contiene grasa ni colesterol.

Propiedades curativas de la cebolla

1. Protege el corazón

Es uno de los más poderosos cardioprotectores que existen en la naturaleza. La presencia de la enzima alinasa y de sulfuros que tienen la característica de adelgazar la sangre, ayudan a reducir los niveles de colesterol “malo”, mantiene la elasticidad de las arterias y limpia la grasa. Un estudio de la Universidad de Pennsylvania asegura que comer una cebolla mediana al día reduce el riesgo cardiovascular y el colesterol en un 15%.

2. Aliada contra la diabetes

La cebolla es rica en glucoquinina, una sustancia que disminuye el nivel de azúcar en la sangre. Según Juan T. Copán autor del libro La salud por el ajo y la cebolla, el consumo habitual de cebolla fresca reduce los niveles de azúcar en la sangre y estimula la segregación del jugo pancreático, es decir, que ayuda a eliminar los tóxicos de los azúcares.

Lee también: Remedios caseros efectivos para la diabetes y otros consejos importantes

3. Favorece la digestión

La quinina que contiene la cebolla estimula el hígado, la vesícula, el páncreas y favorece las funciones del estómago, además, tiene un efecto neutralizador de los ácidos y activa la secreción de los jugos gástricos que favorecen la salud de la flora intestinal. La cebolla cocida tiene propiedades laxantes.




4. Fortalece las defensas

La cebolla es rica en compuestos azufrados que forman parte de su aceite esencial y que son los responsables de su característico olor y sabor. El disulfuro de alilpropilo que contienen contribuye al aumento la producción de glóbulos rojos y blancos lo cual hace que se eleve la eficacia defensiva de nuestro organismo, también le otorga propiedades bactericidas y fungicidas que ayudan a eliminar muchos virus y evitar su desarrollo.

5. Es diurética

Un alimento con virtudes diuréticas es aquel que mejora y facilita la excreción de orina. Un estudio científico del Journal of Medicinal Food comprobó las capacidades de la cebolla para activar eficientemente la función de los riñones y facilitar la eliminación de líquidos en el cuerpo.

6. Contra el cáncer

Un grupo de científicos de la Universidad Autónoma de Madrid descubrió que la piel externa de la cebolla es rica en un conjunto de sustancias que ayudan a prevenir el cáncer. Los compuestos azufrados, la quercetina y el selenio resultarían útiles en la prevención del cáncer por sus efectos antioxidantes.

Lee también: Sabías que el pimiento puede prevenir el cáncer

7. Dolencias respiratorias

La cebolla es uno de los remedios más tradicionales, efectivos y reconocidos para resfriados, gripes, catarros, bronquitis, congestiones nasales, toda vez que facilita la expectoración, calma la tos y limpia las vías respiratorias. Tienen propiedades antivirales y bactericidas, lo que ayuda a quien los consume a aumentar sus defensas.

Lee también: ¿Tienes alergia o resfriado?

8. Para la impotencia

En la antigua Roma, la cebolla se consumía para aumentar la libido. El poeta Ovidio recomendaba su consumo e indicaba que en el caso de los hombres, las cebollas añadían virilidad, y en las mujeres, purificaban la sangre. Según Juan T. Copán autor del libro La salud por el ajo y la cebolla, es un reconstituyente sanguíneo que ayuda a que la irrigación del pene sea mejor; de ahí que se le considere afrodisíaca.




9. Propiedades adelgazantes

La cebolla no tiene ninguna propiedad específica adelgazante pero juega un papel muy importante en las dietas para bajar de peso, ya que tiene la capacidad de actuar sobre el colesterol y los trigliceridos, reduciendo sus niveles. Tiene bajo contenido energético debido a su elevado porcentaje de agua y su bajo contenido en grasas.

Lee también: Las propiedades extraordinarias de la cereza para adelgazar

10. Amiga de la piel

Pocas veces se habla del gran poder cicatrizante y emoliente de la piel que tiene la cebolla. Los compuestos azufrados que contiene están especialmente indicados para mantener la piel sana. Se emplea en forma tópica para disminuir las arrugas de la cara, eliminar el acné, estimular el folículo piloso, eliminar la caspa, conservar el cabello, desinfectar heridas, entre otras.

De esta manera hemos revisado las propiedades nutricionales y curativas de la cebolla. Tantos beneficios de esta hortaliza querida por muchos, odiada por otros, pero que finalmente constituye un alimento infaltable en nuestra dieta diaria.

Recuerda que a través de este medio te ofrecemos consejos prácticos para una buena alimentación, para mantener nuestro peso ideal o para bajar de peso, pero siempre, si necesitas un régimen adecuado de nutrición debes consultar al especialista o profesional en este tema.




Con información de: Webconsultas / Natursan / HolaDoctor